pep.zone
Welcome, guest. You are not logged in.
Log in or join for free!
 
Stay logged in
Forgot login details?

Login
Stay logged in

For free!
Get started!

Text page


relatos-gay.pep.zone

6.los ejecutivos de Santiago

Soy de esos jóvenes caliente por
naturaleza, de esos que no pueden pasar
más de una semana sin tener sexo, soy
soltero y hago lo que quiero, total es mi
vida y es mi cuerpo, así que no vengan a
cuestionarme.. el que puede puede…
volviendo al relato, estaba de vacaciones y
decidí explorar nuevas tierras metiéndome
al famoso chat gay, pille a dos ejecutivos
de santiago 32 y 38 años, pensé que ya
eran viejos o algo feos, ya que los agregué
al msn y no tenían cámara, tampoco creía
que estaban de paso por mi ciudad,
imaginaba a dos viejos cuarentones y
arruinados, pero mi calentura pudo más,
anteriormente había tenido dos
experiencias en tríos, que dejaban
bastante que desear.
Me decidí ir y fui a ciegas, pues la idea del
trio me parecía estupenda, me habían
vendido el cuento de que eran heteros,
pero resulta que cuando llego ambos
tenían argolla, y lo más probable es que si
lo eran, pues les costaba tratar a un
hombre en este caso con un joven gay,
recuerdo y note que eran de buena
situación económica y hablaban como
cuicos (cuico en mi país se le llama a la
gente adinerada) “pelao quieres más
vino?” “compadre estas bien?” el resultado
era un tipo de 32 años al cuál llamaremos
“carlos”, rubio, ojos verdes, como 182,
delgado, sonrisa linda, era el hombre
perfecto, exquisito, y antonio 38 años,
macizo, como 175 aprox, ojos café, pelo
negro, ambos vestían de jeans y camizas,
eran apuestos, varoniles y se notaban
nervioso y a la vez excitados por tener
delante suyo a un joven con cara de cabro
chico.
En mi caso no tenía nada de nervios… han
sentido ese deseo de lanzarte sobre
alguien inmediatamente? estos eran dos
machos los cuales debía probar, no me
importaba ser el pasivo en esta ocasión,
esos hombres debían ser míos.
Esta parte es netamente con detalles
sexuales, si usted no quiere leer, saque la
mano de su pene y salga del tema.
Carlos bajo a comprar cigarros y me quede
con Antonio solos en el departamento,
Antonio me rozaba mientras servíamos el
vino, decidí tomar la iniciativa y comenzar
a jugar en su cuello con mi lengua
lentamente, cosa de ganar confianza y
agrandar su herramienta encerrada en ese
jeans debajo de un boxer, sorpresa fue el
ver que Antonio me agarro a besos, no era
tan hetero, me comienza a levantar la
polera y a “chupar mis tetillas” (existe otra
forma de decirlo?) mientras yo me sentaba
al lado del microondas en la cocina, el me
besaba y tocaba, luego me bajo del mueble
de cocina y llega Carlos, me mira y me dice
¿Antonio ya te probo?¿hazme lo mismo
que le hiciste a el? agarro a carlos y le
comienzo a dar los mismos besos en el
cuello, mientras el me presioanaba en sus
brazos y con una mana jugaba en mi
trasero, diciendome cosas al oído, era
tanta mi excitación que no sentí el
momento en ambos comienzan a besarme,
tocarme, sacarme la polera, lamerme,
nunca había estado con un hombre que
me hiciera gemir, y ahora tenía a dos
machos haciéndome gemir, me da
vergüenza escribirlo, pero así paso y así
fue.
luego fuimos a la cama y quedaron ellos en
boxer y yo aun con mi short y mi boxer,
carlos era más bruto me agarro y me
rompió el boxer por la parte de atrás,
antonio era más de mirar, de masturbarse,
de decir cosas, comencé a besarlos a
ambos y a mamar mirando a los ojos,debía
dejar todo en esa cama, puse todo mi
empeño en no ahogarme, en abrir más mi
boca, el pene de antonio era como de unos
17 cms y el de carlos era más grande aun,
pensaba en seducirlos en hacerlos acabar
pronto pero eran insaciables… mientras
mamaba a carlos, antonio se fumaba un
cigarro, luego se puso por atrás y comenzó
a jugar introduciendo su lengua en mi, me
daba nalgadas fuertes y me gritaba cosas,
cuando me introdujo su pene era más
grande de lo que pensaba, me lubrico con
un gel, supongo que era lubricante, era
bien helado y me lo metió todo hasta al
fondo, sin importar mis gritos, me dolió
mucho, era una bestia que no me solto,
hasta que acabo luego de que me moviera
en círculos, luego era el turno de antonio
otra bestia más el me hacía mordía
almohada, me trataba de safar pero me
agarraba y no me soltaba, era toda una
bestia, me decía cosas calientes y más
excitado me ponía, el acabo en mi boca,
fue más audaz y más sucio.
Nos vestimos y seguimos compartiendo
como compadres, su copa de vino y la
pizza recién llegada, mirando el mar desde
el departamento, 38 años no eres viejo,
pero si estas carreteado te cansas, antonio
quedó muerto y sepultado en el sillón y yo
con mi culo, literalmente roto, carlos quería
más y más, y a ese hombre no le puedes
decir que no, pues era realmente
exquisito,así que me tuvo otra vez en su
cama, esta vez sería yo quien estuviera
sobre el, mientras me agarraba firme con
sus manos y me penetraba saltando hasta
el fondo, una grata experiencia de estos
dos hombres de 30, heteros hasta ese día,
iniciaron sus penes en mi culo.


This page:




Help/FAQ | Terms | Imprint
Home People Pictures Videos Sites Blogs Chat
Top
.